7 nov. 2011

Proponemos...

Como explicaba en la entrada anterior, desde hace unos meses vamos proponiendo algunas actividades dirigidas a aprender ciertas cosas que consideramos deben tener lugar en su educación. Lo que ahora mismo proponemos es:

1.- Escritura. Este es un tema peliagudo. Lo intentamos con mucha creatividad pero le cuesta bastante, no le gusta nada ponerse a escribir. Ahora mismo escribe en mayúsculas, por propia iniciativa escribe poquísimo, tampoco acepta escribir por nuestras diferentes propuestas. En este momento lo que mejor nos funciona es jugar al ahorcado y que cuando quiere que le escriba algo me dicte él las letras que forman algunas palabras.

Sabe escribir por el método fonético más de lo que él cree. Hace poco se le ocurrió hacer una sopa de letras en el ordenador de dinosaurios y me dejó sorprendida. Logró escribir él solo sin ayuda de nadie velocirrator (velocirraptor), carrnotaurio (carnotauro), tiranosaurio rex, carrnibor (carnívoro), obirrator (ovirraptor), allosaurio y dinonisus (deinonichus).

Pero si le pides o sugieres que escriba algo dice que no sabe, que no quiere, y protesta airadamente.

Actualmente estamos tratando de hacer el paso a las minúsculas. Para eso llevo varias semanas presentándole la letra cursiva, le presento las letras por grupos de similar escritura al estilo montessori. La semana pasada conseguí que gracias al alfabeto de surco y a una pizarra veleda pequeñita, se animara a escribir las letras del grupo de la "a": a, d, q, g, c, o.

Así que le gustó y hemos seguido esta semana practicando. Veo que tiene la grafía bastante afianzada. Algo es algo. A ver si en las próximas semanas consigo que se anime con otras nuevas.

Sigo buscando e inventando recursos para motivarlo un poco a ello. A veces siento que es un poco desgastador porque me obligo a buscar muchas propuestas que acaban en la basura porque no le interesan y no le quiero forzar, pero una de cada muchas ofrece resultados, así que me animo con eso. Intento recordar a menudo que hago esto porque yo lo elijo, que es por MI, por mi tranquilidad, por cubrir unos huecos que me liberen de presión familiar y externa, etc

2.- Lectura. Este también está resultando, al igual que la escritura, un trabajo duro. Mucha imaginación, muchas propuestas, mucho esfuerzo por mi parte... y pocos resultados de momento. Pero no lo llevo mal, entiendo el proceso, comprendo que es normal y sé que dará sus frutos. Que no hay otra alternativa mejor, forzarlo sería muy contraproducente, así que hay que combinar el esfuerzo constante con la paciencia. También es un trabajo personal interesante que me ofrece cosas muy positivas. En una entrada posterior quiero hablar de los aprendizajes que voy yo sacando sobre este tema de la lectura.

3.- Ajedrez. Es un juego que le gusta mucho a su padre y quiere jugar con él, por lo que hace tiempo intentó enseñarle, pero D. no estaba nada interesado, así que lo dejó en paz. Pero ahora ha vuelto a presentarle el juego y el niño ya lo ha aceptado y le empieza a gustar, todavía no se da el caso de que pida él jugar una partida, pero la mayoría de las veces que su padre se lo propone sí que le apetece jugar.

4.-Inglés. Los idiomas hasta hace poco eran un tema vetado en nuestra familia. El pobre D. tiene un dificultad enorme con ellos. Su padre es gallego y aunque él y su familia son castellano parlantes, sí que alguna vez dicen algo en gallego. Nosotros hemos vivido en Galicia hasta hace tres años y yo siempre intenté que el niño aprendiera un poco del idioma de la tierra de su padre, pero se enfadaba de un modo terrible. Es incapaz de entender una frase entera si dices solamente una palabra en otro idioma aunque se parezca muchísimo. Es incapaz de sacar el significado del contexto. Es parte de sus dificultades propias (así como no entiende las ironías ni las frases hechas).

Sin embargo, algo está cambiando. Timidamente, pero sí que empieza a gustarle aprender un poco en otros idiomas. El año pasado yo estuve aprendiendo un poco de japonés y a él le interesó, así que este año hemos empezado con el inglés. Por ahora solamente pretendemos que empiece a sonarle un poco y aprenda unas pocas palabras. Su pronunciación es pésima, pero bueno, todo se andará...


Además, en los próximos meses tenemos previsto añadir poco a poco propuestas sobre estas materias:

1.- Geografía. Por ahora conoce bastante bien el mapa del mundo, también puede situar en el mapa de España las regiones que visitamos más a menudo (somos un poco itinerantes). No es que considere que va mal, pero creo que es una materia que le va a gustar, por eso quiero darle algo de espacio en nuestra programación.

2.- Arte. Iremos haciendo aproximaciones a distintos tipos de arte, de momento todo de forma práctica y manual.

3.- Música. Tengo intención de introducirle un poco en el mundo de la música, por sus características propias creo que D. necesita este tipo de estímulo y que nos lo tomemos más en serio de lo que lo hace la educación tradicional, aunque ahora estoy más tranquila al respecto porque ya ha comenzado las clases de música y movimiento con el método Willems. Él va muy contento, creo que va a ser una experiencia muy buena.

Mención aparte merecen las matemáticas, de las que no he hablado en esta ni en otras entradas anteriores (se nota lo poco que me preocupan), así que trataré este tema en otra entrada distinta.

3 comentarios:

Silvia dijo...

Chica, vais muy bien.
Mi hija tiene una letra divina y tambien reniega a la hora de escribir. Es como dices, paciencia. Le pongo una oracion en unos renglones, y de ahi que la acabe en cuatro dias me conformo. Una vez comienza se le pasa el berrinche y se mete manos a la obra.

Lectura... que edad tiene D.? Mi hija acaba de cumplir siete y POR FIN la veo leyendo. Aun no escoge mucho perderse en un libro, pero leer puede. Tambien no le gusta que la ponga, pero un renglon yo, otro ella, y asi vamos. A la mia lo que le cuesta como al tuyo la escritura, son las mates. Su razonamiento es excelente, asi que creo que, por enesima vez, je je je, voy a reconsiderar muy en serio en que tipo de ejercicios gastar la energia, quiza vuelva a las mates orales.

Y para idiomas, te sugiero que simplemente escuche canciones que puedes encontrar en youtube, a estas edades es lo mejor.

Y SUPER lo de la musica. Yo tengo suerte y una amiga les da clases geniales y muy baratas una vez por semana.

Estoy de acuerdo. Haz hincapie en un instrumento. Stephanie me dice que para un adolescente es un gran escape ir a su cuarto y tocar un instrumento, ademas uno produce algo bello, aunque sea a un nivel modesto.

Besos Eva, y en eso consiste esto, como tu titulo, en un proceso, en no desfallecer, y en de veras disfrutar mucho de los momentos en que ellos aprenden, si bien sigamos insistiendo en cositas que no parecen tener muy buena recepcion, creo que es bueno la disciplina pasados los cinco anios en algo academico. Quiza haya momentos en que aflojes un poco, y seais digamos mas unschoolers, pero insiste y busca modos, he visto el progreso en un anio en la escritura de mi hija, y ella se siente orgullosa, y conste que siempre me ponia pegas. Ah, igual en lectura, si ahora puede leer lo que le interesa en la compu y algun libro que otro, creo que es, no porque la enseniara o la obligara, sino porque siempre tuve una constancia, a veces renqueaba un poco el habito, pero en general nunca abandone el ponerla a leer hasta que grita BASTA, sigue tu, JA JA JA. Como les gusta a estos chicos que les leamos nosotras, verdad.

Ah, se me olvidaba, estoy muy orgullosa de que como tu, la geografia e historia vaya bien. Para mi como que es un gran alivio ver que les gusta saber y conectar y sacar conclusiones. En fin, animos y espero tu post de mates. Dame IDEAS, chica.

Silvia dijo...

:)

Eva dijo...

Silvia me ayuda muchísimo que me cuentes tu experiencia y cómo vais llevando estos temas.

En cuanto a las matemáticas nosotros las hacemos orales al 99%, ya he puesto la entrada sobre el tema, pero es que veo que lo importante es que le gusten y sepa moverse dentro de los conceptos matemáticos, lo demás yo no lo veo necesario ni útil.

Pero está claro que cada uno debe observar a sus hijos y ver qué necesitan. Yo sé que mi hijo, con interés y gusto por las matemáticas, aprenderá lo que deba aprender en pocos días en el futuro.

De verdad que tu experiencia me sirve un montón, leo tus aportaciones varias veces porque saco muchos aprendizajes, tengo mucho que agradecerte.

Te mando un fuerte abrazo!!!

Eva